Máscarilla negra y puntos negros: ¿realmente funciona?

En este artículo te contaré sobre la famosa Black Mask o Mascarilla negra, analizando todos sus beneficios, ingredientes e instrucciones para un uso adecuado contra los puntos negros.

mascara-negra

¿Que es?

¿Cómo se hace una máscara negra? ¿Para qué sirve?

La mascarilla negra es una mascarilla facial que se propone como remedio contra las infames espinillas, una de las imperfecciones más comunes y más difíciles de eliminar. De hecho, se trata de impurezas provocadas por un exceso de sebo que tapan los poros de la piel y que lamentablemente no afecta solo a edad temprana. No es casualidad que también sean muchas las pieles maduras que tienen que lidiar con este problema, aunque solo sea por el hecho de que afecta con mayor frecuencia a la piel del rostro y es difícil de disimular, incluido con maquillaje.

El éxito de la máscara negra si se debe a varios factores, incluido un color bronceado inusual para un producto cosmético. De hecho, hasta ahora estamos acostumbrados a las cremas y mascarillas faciales blancas, o como mucho en colores suaves que recordaban la idea de la limpieza. En este caso, sin embargo, la máscara es del tono místico de la imperfección que pretende eliminar, precisamente el negro. Un color que marca inmediatamente tendencia y empuja a muchas estrellas de cine y televisión a probar la nueva mascarilla, así como a varias blogueras de belleza a reseñarla. Como veremos, esto resultará ser un arma de doble filo; de hecho, no todo el mundo quedará satisfecho con la máscara negra y las opiniones en la web siguen siendo bastante conflictivas.

Otro punto fuerte de esta mascarilla fue la campaña mediática inteligente construida en torno a su función. Para subrayar su eficacia contra las espinillas se utilizaron imágenes muy explícitas de los resultados prometidos de la máscara negra, lo que despertó la curiosidad (y la esperanza) de muchos. La mascarilla negra, de hecho, ofrece la posibilidad de purificar la piel de la tribuna, exfoliarla y así eliminar todas las impurezas que limitan su bienestar y brillo natural.

Sin embargo, incluso en este caso ha habido varias decepciones debido a expectativas demasiado altas y promesas incumplidas. El tipo de mascarilla no siempre resultó ser cómodo de usar, los ingredientes que contenía no siempre fueron los esperados y, finalmente, los resultados no siempre fueron tan llamativos. ¿Es todo culpa del producto? Quizás no, y en cualquier caso hoy en día son muchos los fabricantes que han dado pasos para encontrar una solución a estos defectos y ofrecer a su público una máscara negra quizás menos sensacional pero definitivamente más funcional.

Así que veamos con más detalle las ventajas y desventajas de la tan comentada mascarilla negra.

Curiosidad

Si la mascarilla negra parece un cosmético curioso, ¿Qué pasa con la máscara facial basada en excrementos de pájaro? ¿O el del oro fundido de 24 quilates? ¿O de nuevo, la mascarilla anti-envejecimiento con polvo de mármol?

Funciones y Beneficios

Todas las propiedades cosméticas de la mascarilla negra

La máscara negra es una tendencia de belleza que viene directamente del continente asiático; los primeros en circular en Occidente, de hecho, son principalmente de producción japonesa o coreana. Se trata en particular de mascarillas faciales del tipo peel-off, es decir, una vez secas forman una especie de película sobre la piel útil para atrapar impurezas.

Luego se quita la mascarilla negra casi «pelando» de la piel (del inglés peel que significa precisamente pelar o pelar) y con ella se eliminan también las células muertas, los desechos y las tan odiadas espinillas. Para entender, la operación es un poco ‘la misma que la de los parches contra los puntos negros; la máscara se ofrece mayoritariamente en vinilo para que se adhiera mejor a la superficie del rostro, se seque rápidamente y no gotee, característica que la hace muy cómoda de usar, incluso cuando se dispone de poco tiempo.

En particular, la máscara negra es adecuada en caso de poros dilatados, piel impura, piel mixta o grasa, forúnculos y, por supuesto, espinillas. No es sorprendente que sean estos últimos los que hagan de la mascarilla un producto tan buscado y probado; Los puntos negros, de hecho, son sin duda una imperfección democrática, que afecta tanto a hombres como a mujeres, tanto jóvenes como adultos y que se caracteriza por la dificultad de deshacerse de ellos de forma permanente.

Puntos negros: qué son y cómo eliminarlos

Visión de conjunto

Los puntos negros, son una acumulación de queratina, sebo y microorganismos que se acumulan dentro de los folículos pilosos. Se distinguen por manchas blancas, que en cambio aparecen como racimos de material sebáceo de color amarillo blanquecino.
Los puntos negros se revelan como tales por dos motivos en particular: por un lado, por el contenido de melanina que proviene del folículo mismo; por otro lado porque, una vez que llegan a la superficie de la piel, se oxidan debido al aire y la luz.

Causas

La principal causa de la formación de puntos negros es la producción excesiva de sebo que puede obstruir los folículos pilosos. A su vez, los factores responsables de la hiperactividad de las glándulas sebáceas pueden ser muchos:

  1. Hormonas: de hecho, recuerda que los primeros puntos negros aparecen generalmente durante la pubertad, cuando la actividad hormonal estimula la producción de sebo;
  2. Seborrea: se trata de un aumento patológico de la actividad de las glándulas sebáceas que puede ocurrir tanto en la juventud como en la edad adulta;
  3. Exposición excesiva al sol: los rayos del sol deshidratan la piel, lo que aumenta la capa de sebo que caracteriza la barrera protectora natural de la piel para defenderse;
  4. Detergentes y cosméticos agresivos o no aptos para tu tipo de piel: también en este caso la hiperproducción de sebo tiene una función defensiva de la piel frente a productos que podrían alterar su equilibrio.
  5. Limpieza facial excesiva o insuficiente: sí, incluso una limpieza demasiado frecuente o demasiado vigorosa puede irritar la piel, dañarla y por tanto empujarla a incrementar sus defensas sebáceas;
  6. Dieta desequilibrada y estilo de vida poco saludable: no nos cansaremos de enfatizar cómo las condiciones generales de todo el organismo se reflejan en las de la piel. Por eso, cuidar la alimentación y evitar hábitos como el tabaquismo, el alcohol y el sedentarismo también puede tener un efecto positivo en la salud de la piel.

Remedios

Los métodos contra los puntos negros se dividen básicamente entre técnicas preventivas y tratamientos ad hoc:

  • Prevención: para evitar la aparición de puntos negros, en algunos puede ser suficiente con prestar especial atención a sus hábitos de limpieza, eligiendo los productos adecuados y tratando de no exagerar. En este sentido es muy útil conseguir ayuda de tu dermatólogo de confianza y recuerda combinar la higiene con el cuidado de tu dieta y estilo de vida.
  • Tratamientos: contra los puntos negros existen numerosas alternativas entre medicamentos, cosméticos y técnicas de eliminación. Los medicamentos específicos contra esta imperfección deben ser prescritos necesariamente por dermatólogos y suelen estar basados ​​en ácido retinoico o ácido salicílico. Estos agentes cáusticos (y otros) también se pueden recomendar como exfoliantes tópicos en peelings químicos, un tratamiento muy útil contra diversos tipos de imperfecciones cutáneas. Desde el punto de vista cosmético existen muchas soluciones, además de los exfoliantes (que no actúan directamente sobre los puntos negros, pero ayudan a mantener la piel limpia), también puedes encontrar mascarillas faciales como la mascarilla negra y los parches. especialmente diseñado para eliminar los puntos negros.
  • Enucleación: este término se refiere a la eliminación mecánica de puntos negros, también llamada «exprimido». Para ello, se puede optar por la limpieza facial por parte de la esteticista, por la denominada enucleación quirúrgica realizada con instrumental médico específico o, finalmente, por el bricolaje. En este último caso, se recomienda especial atención para evitar infecciones o cicatrices.

Beneficios

Porque la mascarilla negra es buena para pieles mixtas y grasas

Como ya hemos tenido la oportunidad de mencionar al inicio del artículo, la máscara negra ha estado en el centro de varios debates, especialmente en la web, entre quienes apoyaron su efectividad y quienes se decepcionaron.

Para comprender mejor el núcleo del problema, o los problemas, primero es necesario comenzar con los beneficios de las mascarillas faciales en general. De hecho, se trata de cosméticos que actúan de forma más intensa que, por ejemplo, las cremas faciales y que por ello no conviene utilizarlos todos los días, sino una o dos veces por semana según el producto.

Esto no significa que se pueda utilizar de forma esporádica. Aunque hay algunos resultados visibles de inmediato, su efectividad a largo plazo depende del uso continuo.

Además, es muy importante elegir el producto más adecuado para tu tipo de piel, prestando especial atención a los ingredientes que contiene y aún realizando una prueba en una pequeña parte de la piel antes de usar la mascarilla por primera vez.

Por último, para sacar el máximo partido a las mascarillas faciales como las máscaras negras, consulte las instrucciones del paquete y sígalas con atención para no incurrir en efectos secundarios desagradables.

Ventajas de la máscara negra

Así que aquí estamos con los aspectos positivos de la máscara negra.

  1. Fácil de encontrar: la intensidad de la campaña mediática detrás de la máscara negra, así como las críticas que siguieron, han llevado a numerosas empresas de cosméticos a lanzar productos similares que ahora están fácilmente disponibles en el mercado. Puedes encontrar mascarillas para espinillas tanto en perfumerías y centros de estética como en supermercados u online, siempre prestando atención al INCI de los productos para evitar sorpresas desagradables.
  2. Disponible en numerosas variantes: para aquellos que no se sienten cómodos con el tipo peel-off, también hay mascarillas negras en tejido, gel, crema e incluso con microgránulos para aumentar el efecto exfoliante.
  3. Cómodo de aplicar: Como ya hemos mencionado, la mascarilla negra es fácil de aplicar ya que parece la crema clásica. Sin embargo, se seca con bastante rapidez, lo que nos permite movernos libremente sin miedo a que gotee.
  4. Libera la piel de impurezas: si se elige con cuidado, la máscara negra purifica la piel atrapando los elementos de desecho, para una limpieza profunda de la piel. El resultado es una piel más fresca, sana y luminosa.
  5. Contiene ingredientes funcionales: una lectura atenta de la etiqueta revelará el contenido de la mascarilla negra que puede contener sustancias exfoliantes o depurativas de color negro, como carbón vegetal, arcilla, ceniza volcánica o incluso aceitunas negras o cacao. Además de estos ingredientes, tampoco son infrecuentes los principios activos como el ácido hialurónico con efecto hidratante, el colágeno en formulaciones antiedad o la miel para calmar la piel.

Curiosidad

La máscara negra también se puede utilizar en el llamado multienmascaramiento, es decir, la aplicación de diferentes máscaras en áreas del rostro con diferentes necesidades.

Desventajas de la mascarilla negra

Estos son los principales problemas encontrados por quienes han probado la máscara negra:

  1. Difícil de quitar: especialmente en la web existen varios testimonios relacionados con la dificultad experimentada para quitar la máscara negra del rostro; algunos incluso informan haber experimentado sensaciones dolorosas al quitarse la máscara. Estos informes se refieren exclusivamente a la variante peel-off, mientras que todos los demás tipos están exentos, muchos de los cuales nacieron precisamente como solución a este tipo de problemas.
  2. Libre de ingredientes funcionales: muchos quedaron asombrados por la ausencia total de sustancias útiles para la piel en algunas de estas mascarillas; no todos contienen principios activos que actúen sobre la piel y expliquen el color negro del producto. En algunos casos, desafortunadamente, la máscara negra es tal solo para el uso de un tinte o incluso porque consiste en pegamento de vinilo de color negro.
  3. No cumple con los resultados prometidos: esta es quizás la mayor decepción reportada por quienes han probado la máscara negra. De hecho, en los anuncios y en muchos de los paquetes de la máscara negra, se mostraban imágenes de la apariencia de esta última una vez retirada del rostro, con la superficie literalmente salpicada de puntos negros eliminados. Representaciones quizás un poco repugnantes, pero de gran efecto que han convencido a muchos de comprar el producto, solo para no apreciar el mismo efecto en directo. Algunos han experimentado prácticamente ningún resultado tangible, mientras que otros han experimentado resultados mucho más pobres de lo que esperaban.
  4. Deja residuos en las telas: En última instancia, la máscara negra parece dejar residuos de color en ambas manos y en la ropa o toallas.

¿Significa esto que la máscara negra es completamente inútil si no dañina? Ciertamente no. Sin embargo, debes prestar mucha atención al producto que elijas, posiblemente evitando aquellos con instrucciones y listas de ingredientes en idiomas que no conocemos.

Otra precaución fundamental es moderar siempre tus expectativas: no hay cosméticos milagrosos y la publicidad, lamentablemente, no siempre es veraz.

Finalmente, repetimos, siempre es necesario seguir las instrucciones del paquete, especialmente en relación a la velocidad de obturación. Y si le resulta difícil quitarse una mascarilla, intente ayudar mojándola ligeramente con un poco de agua tibia.

Cómo utilizar

La mascarilla negra también debe aplicarse sobre la piel del rostro limpia y seca, cuidando de evitar el contorno de ojos y el perímetro de los labios. Para una acción aún más eficaz, se recomienda aplicar la mascarilla después de una ducha o un baño caliente para aprovechar la acción dilatadora que tiene el vapor sobre los poros de la piel.

La fórmula “original” de la mascarilla negra es cremosa y por tanto debe extenderse por todo el rostro o en las zonas que más lo necesitan y luego dejar secar. En el caso de una máscara de tela, en cambio, bastará con colocarla en el rostro respetando su forma, ya dotada de orificios para los ojos, nariz y boca.

Como ya hemos señalado varias veces, es fundamental respetar la velocidad de obturación indicada en el paquete. Una vez que termine la mascarilla despegable, simplemente levante un ángulo en un lado de la cara y luego levante suavemente el resto de la mascarilla. Presta especial atención a no dejar residuos en contacto con la piel y no olvides aplicar tu crema facial favorita, preferiblemente hidratante.

Consejos para comprar

No products found.

Última actualización el 2021-11-27 at 08:29 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Artículos Relacionados

Deja un comentario